Local

Categorías: 

Malagón
Ciudad Real

Inauguración del relieve del escultor Carlos Guerra

El autor de este precioso relieve es el prestigioso escultor de Almodóvar del Campo, Carlos Guerra.

El Alcalde de Malagón , Adrián Fernández Herguido y la propia Marimar Blanco descubrieron, junto a los Concejales de la Corporación Municipal , el pregonero, Lorenzo Domínguez, el Subdelegado del Gobierno en Ciudad Real, Juan José Jiménez, la Diputada nacional, Carmen Quintanilla y otras autoridades asistentes,  el relieve conmemorativo de la Firma de la Escritura de la Concordia, que a partir del día de ayer presidirá la fachada de la entrada principal al edificio del Consistorio Municipal.

El autor de este precioso relieve es el prestigioso escultor de Almodóvar del Campo,  Carlos Guerra, autor también de la escultura de Santa Teresa de Jesús sentada que preside la Plaza del Convento de San José de Malagón y de otras obras en nuestra localidad.

Tanto Adrián Fernández, como Marimar Blanco tuvieron palabras de agradecimiento para el escultor y todos los vecinos de Malagón, destacando que este premio siempre estará simbolizado con el relieve que a partir de ayer forma parte de la fachada del Ayuntamiento.

La inauguración del relieve contó con la presencia de las cámaras de Castilla la Mancha Televisión que emitieron en directo y de otras televisiones provinciales.

La intención del Ayuntamiento es perpetuar la memoria de la solemne firma de un documento, conocido como Escritura de Concordia, que tuvo lugar el 5 de mayo de 1552, tan importante para nuestro municipio.

En el año 1548, el emperador Carlos I vende a Ares Pardo, Mariscal de Castilla, la antigua encomienda de Malagón, perteneciente a la Orden de Calatrava, y la constituye como señorío.

Así, Ares Pardo se convertirá en el I Señor de Malagón, con plenos poderes municipales y capacidad de administrar justicia. Esto provocó entre los vecinos de Malagón un profundo malestar, ya que se menoscaban los derechos históricos que habían conseguido durante la época de la encomienda calatrava.

El malestar social llegó a un punto álgido, denunciándose esta situación ante los tribunales. Afortunadamente, tras el diálogo entre ambas partes, se resolvieron las tensiones, con la firma de la Escritura de Concordia. En ella se recogen 15 peticiones que los vecinos de Malagón hicieron a Ares Pardo, Señor de Malagón, y que él aceptó, renunciando a los pleitos interpuestos.

Hasta nuestros días se han conservado los usos y costumbres derivados de esa Escritura.

Así pues otro punto de interés neurálgico que presidirá la Plaza del Ayuntamiento y que aconsejamos encarecidamente que visiten porque es de una belleza plástica muy admirable.

Añadir nuevo comentario